De la frustración a la ilusión: Perú a cuartos de final

Pese a caer 5 a 0 en la última fecha del grupo A, la blanquirroja clasificó a la siguiente fase, gracias a los cuatro puntos que sumó previamente y a la victoria colombiana sobre Paraguay.

En un mundo en el que cada vez todo se vuelve más relativo, una de las verdades absolutas que aún sobrevive es que a nadie le gusta perder. Y menos por goleada. Mientras redactamos estas líneas a orillas de la playa de Copacabana, ya con la clasificación a la siguiente fase de la Copa asegurada, la tranquilidad termina de volver a nosotros; sin embargo, no es lo único que vuelve por estas horas. Son cientos o incluso miles los hinchas peruanos que regresan a casa, deseando que su próximo destino sea Salvador de Bahía, pese a que lo de ayer lo vivieron casi como una infidelidad.

En la derrota, unidos

Luego de una caída tan dolorosa como la de ayer, lo más fácil es mandar todo al diablo y despotricar contra todo y contra todos. La desazón y el enojo se comprenden, pero estos no pueden llevar a la hinchada a perder la memoria ni mucho menos las ganas de seguir alentando a muerte a su selección. Esto último nunca.

Felizmente, los verdaderos hinchas, esos que viajaron a Brasil, los que se quedaron en Perú y los que alientan incondicionalmente desde la parte del mundo en la que se encuentran, lo saben. Fiel al ejemplo de Cueva animando a Gallese tras su blooper o al de los jugadores identificados con la U levantando al 10 peruano tras fallar desde los doce pasos en Estados Unidos, la denominada “mejor hinchada del mundo” en estos momentos debe permanecer más unida que nunca. Una vez más, debemos ser un solo puño y remar todos hacia la misma dirección.

Cueva animando a Gallese. Foto: Trome.
Cueva animando a Gallese. Foto: Trome.
Que cuartos no sea el final

Propios y extraños se preguntaron por qué Gareca cambió a Guerrero en el Arena Corinthians. El que escribe fue uno de ellos. Y, aunque duele decirlo, el partido ya estaba perdido pero, a pesar de ello, las chances de pasar de ronda aún eran grandes.

El ‘tigre’ optó por proteger a su gente, como siempre lo ha hecho. 24 horas después de la pesadilla vivida en Sao Paulo, el árbitro peruano Víctor Hugo Carrillo dio el pitazo final en el Colombia – Paraguay y, desde ese momento, Perú está oficialmente clasificado a cuartos de final. Entre Chile y Uruguay saldrá el rival.

Si pensamos en cuál es el que más nos conviene, vamos muertos. Por su parte, los jugadores deben terminar de levantarse del duro golpe, mientras que la hinchada tiene que seguir en lo suyo: alentar. Solo así contaremos con opciones reales para que cuartos no sea el final de esta historia. Si la vida da revanchas, por qué el fútbol no.

Si la vida da revanchas, por qué el fútbol no. Perú en cuartos de finales. Foto: Pase Libre.
Si la vida da revanchas, por qué el fútbol no. Perú en cuartos de finales. Foto: Pase Libre.

Noticias Relacionadas

La magia musical detrás de la propuesta de Central